DE CIENCIA y CINE: Kong: la isla calavera (2017)

Parece que se han propuesto que cada generación tenga su propia película sobre King Kong y los millennials no se iban a quedar huérfanos. La última en llegar a los cines contaba con Nick Fury, Loki y la Capitana Marvel (o los actores que están detrás, no tengo muy claro cuál es el orden correcto) y es altamente recomendable para ver con un bol enorme de palomitas… o en clase en esos días en los que sabes que no vas a poder avanzar temario. 3, 2, 1… ¡ACCIÓN!

¿De qué trata?

De acuerdo con FILMAFFINITY

«En los años 70, un variopinto grupo de exploradores y soldados es reclutado para viajar a una misteriosa isla del Pacífico. Entre ellos están el capitán James Conrad (Tom Hiddleston), el teniente coronel Packard (Samuel L. Jackson) y una fotoperiodista (Brie Larson). Pero al adentrarse en esta bella pero traicionera isla, los exploradores encontrarán algo absolutamente sorprendente. Sin saberlo, estarán invadiendo los dominios del mítico Kong, el gorila gigante rey de esta isla. Será Marlow (John C. Reilly), un peculiar habitante del lugar, quien les enseñe los secretos de Isla Calavera, además del resto de seres monstruosos que la habitan. «

¿Por qué habría que verla? ¿Qué tiene de ciencia?

Además de que las casi dos horas de película se pasan volando y los efectos especiales están bastante bien conseguidos, con «Kong: la isla calavera» hay dos grandes temas que, a priori, nos pueden interesar desde el punto de vista científico.

En primer lugar el «más evidente»: especies aisladas en una isla remota, que no se mezclan con otras desde hace «no se sabe cuánto», acaban por evolucionar (o no) en especies sorprendentes que nos pueden recordar ligeramente (o no) a las que tenemos más estudiadas. Hablamos de ESPECIACIÓN y ADAPTACIÓN, algo que Darwin (sip, el de las barbas y la evolución) pudo comprobar y estudiar en su viaje a bordo del HMS Beagle en especies como las tortugas galápagos o los pinzones.

El otro tema, que puede pasar un poco más desapercibido, es el de las «GRANDES EXPEDICIONES«. A nada que analicemos fríamente lo que vemos en la película nos daremos cuenta que no tiene ningún sentido estudiar ecosistemas y las especies que allí habitan… ¡a cañonazos! Podríamos intentar justificarlo alegando que la película se ambienta en los años 70… ¡pero ni con esas! Por suerte ya tenemos integrado que el estilo adecuado es más el que sigue Jane Goodall (observar en la distancia e intervenir lo mínimo posible) que el de estas expediciones antiguas.

kong-skull-island1-660x374
Fuente: CINEMANÍA

Y en el aula, ¿a quiénes me llevo a verla?

La película no está recomendada para menores de 12 años… y esa es una buena edad para empezar a utilizarla con chavales: con 12-13 años, en 1º de la ESO, ya se le puede sacar partido desde la asignatura de Biología con el tema de vertebrados/invertebrados, características y similitudes de las especies de la película con otras especies más conocidas por ellos.

El curso pasado les pusimos esta película a los alumnos de 1º y 2º de la ESO de mi colegio con motivo de las actividades extraordinarias de junio. La película les flipó (aunque alguno que otro se llevó un pequeño susto con ciertas escenas) y la puesta en común dirigida nos salió bastante bien. Es cierto que nos costó un poco que comprendieran del todo el tema de la especiación y evolución de las especies, pero relacionando lo que vieron en la película con especies que ellos conocen mejor todo quedó claro (¡o eso nos dijeron!).

Otro curso con el que se le podría sacar gran partido al visionado de la película es con 4º de la ESO, dado que en Biología están tratando el tema de la evolución de las especies, especiación y extinciones con mayor detalle. Con el nivel que ya tienen, a nada que muestren un poco de interés, la puesta en común después de ver la película puede ser bastante interesante. También se les puede plantear el tema del impacto del ser humano sobre el medio ambiente y la extinción de especies (¡y a los escépticos plantearles que busquen información sobre la triste historia de la vaca marina de Steller!)

EASTER EGG (HUEVO DE PASCUA):

Como material adicional os dejo este vídeo, altamente recomendable, donde el paleontólogo Francesc Gascó analiza las distintas especies animales  que aparecen en la película y las compara con especies  reales, vivas o ya extintas. Ojo, ¡el vídeo va bien servido de spoilers!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s